Caida del pelo – Encuentra ya soluciones a la perdida de cabello

tratamientos capilares

 

Recibe totalmente gratis en tu email nuestra completísima guía con los mejores consejos para evitar la caída del pelo desde el primer día.

Entre los diversos tratamientos capilares disponibles en el mercado, cada uno debe hacer la elección del que crea oportuno, no sin antes, como es lógico, contar con el diagnóstico médico de algún especialista en dermatología, pues sólo él sabrá decirnos con exactitud que tipo de alopecia es la nuestra, y en consecuencia, recomendarnos el tratamiento capilar idóneo para nuestro caso.

Hay tratamientos capilares de muy diversos tipos: terapia láser, tratamientos naturales, transplante capilar, medicamentos, clonación capilar, remedios caseros, etc. Como es perfectamente entendible, cada uno tiene sus propias características, y deberemos ser nosotros mismos (con ayuda de un especialista, como hemos mencionado hace un momento) quienes escojamos atendiendo sobre todo a sus particularidades, porque según sean éstas, así nos vendrá bien uno u otro método.

Lo que está claro es que los tratamientos capilares más exclusivos, por ser los últimos en lanzarse al mercado, son los peines de terapia láser de baja frecuencia y los productos naturales, pues son realmente fáciles y cómodos de usar y no tienen ningún tipo de efecto secundario que pueda resultar nocivo para la salud del que los utiliza.

Los tratamientos naturales basados en la terapia láser de baja intensidad basan su funcionamiento, simple y cómodo para el usuario, en sobreestimular el cuero cabelludo (desde la raíz hasta las puntas) para promover la circulación de la sangre hacia el folículo piloso, activando la autoregeneración de las de las células capilares y aportando todos los nutrientes necesarios para reparar los cabellos más debilitados y quebradizos, haciéndolos más sanos, fuertes y voluminosos. Además, elimina el exceso de DHT (dihidrotestosterona) del bulbo capilar. En definitiva, la fototerapia es primordial en la autoregeneración de las células capilares.

En cuanto a los tratamientos capilares naturales, su secreto se basa en unos ingredientes idóneos para penetrar en el cuero cabelludo y frenar la pérdida de cabello, pues están especialmente indicados para bloquear la DHT (dihidrotestosterona), una de las principales causas de la alopecia.

Otros tratamientos capilares son los medicamentos, como Minoxidil y Finasteride (también llamado Propecia), los más populares, pero que poseen una serie de efectos secundarios muy a tener en cuenta, debido a sus potentes composiciones químicas, que en algunos de los casos no son aptas para el uso de determinados usuarios.
De los transplantes capilares, lo peor es el tiempo y la paciencia que se necesita para completar las sesiones que sean necesarias, y por supuesto, el coste de dichas sesiones, que puede llegar a oscilar entre 3.000 y 15.000 €, dependiendo del grado de alopecia que se tenga. Esto lo convierte en el tratamiento capilar más caro con diferencia. Además, los efectos logrados no son inmediatos ni mucho menos, sino que se tarda alrededor de un año, como mínimo, para comprobar cuales han sido los resultados definitivos.