Caida del pelo – Encuentra ya soluciones a la perdida de cabello

Caida del cabello

 

Recibe totalmente gratis en tu email nuestra completísima guía con los mejores consejos para evitar la caída del pelo desde el primer día.

El 10% de las consultas dermatológicas están relacionadas con la caída del cabello. Todos los seres humanos cuyo cuerpo se recubre de pelo tienen algo en común y es que este se renueva en determinadas estaciones del año. Durante dichos periodos la pérdida de pelo se produce a un ritmo más acelerado, su renovación debería producirse al mismo ritmo pero en muchas ocasiones no es así. Es precisamente esa época la recomendada para tomar cartas en el asunto y comenzar con el proceso de prevención de la caída del cabello.

El cabello está compuesto por tres elementos fundamentales: la cantidad, el volumen y su densidad. Son precisamente estos elementos los que derteminan la masa capilar del individuo. Dicha masa capilar se encuentra envuelta de colágeno un material facilmente maleable y altamente elástico. Se encuentra, además, rodeado de una gran cantidad de vasos capilares que son los encargados de aportar la alimentación y nutrición necesaria que permite que el cabello crezca sano, denso, brillante y con la suavidad adecuada.

Una de las principales explicaciones que se han encontrado a la pérdida de cabello es el envejecimiento del folículo piloso. El folículo piloso es un fragmento de piel que permite el crecimiento del cabello gracias a que concentra un gran número de células madre. Cada cabello brota de un folículo pilosos independiente, estos elementos son, según recientes investigaciones, unas de las estructuras cutáneas más dinámicas y activas del organismo.

Caida del cabello - foliculo piloso

El envejecimiento del folículo piloso puede producirse por diversas razones tales como la genética, el exceso de estrés o una dieta carente en vitaminas y minerales causada por unos malos hábitos alimenticios. Estos factores, unidos a los factores externos contribuyen a una progresiva deformación del colágeno. Esto provoca, al mismo tiempo, que el bulbo no reciba la alimentación necesaria para su correcto desarrollo debilitando el cabello hasta hacerlo cada vez más fino y quebradizo llegando a provocar, en muchas ocasiones, su caída. Esta deformación del colágeno (encargado de proteger la raíz) se va acumulando paulatinamente y endureciéndose al mismo tiempo impidiendo el aporte de oxígeno y nutrientes primordial para el correcto desarrollo del cabello.

Como señalábamos al principio es fundamental comenzar un tratamiento lo antes posible para evitar que la caída del pelo siga aumentando y, por lo tanto, ralentizar el aumento del proceso de calvicie. Existen varios métodos y tratamientos en el mercado. Hasta el momento y debido a su eficacia se recomiendo el empleo de peines de terapia láser y de algunos productos naturales, ya que ayudan a prevenir y evitar la caída del cabello.